lunes, 11 de septiembre de 2017

Charangos del Mundo nuevamente en Valparaíso

La ciudad chilena ha sido sede de este importante Festival en abril de 2012, convocando a artistas de diferentes naciones sudamericanas.  Los días 21, 22 y 23 de septiembre de 2017 los charangos volverán a ser los protagonistas en Valparaíso a través de conciertos,  conversatorios, clínicas musicales y exposiciones de luthería.





El Festival Charangos del Mundo tiene una trayectoria de más de una década y se caracteriza por promover la integración e inclusión, generando año tras año un hecho cultural de gran transversalidad, incluyendo a musicólogos, artesanos luthiers, sociólogos, antropólogos, estudiantes y docentes de artes y música, compositores e intérpretes, entre otros. Desde 2007 se ha realizado alternativamente en las ciudades de Cusco (Perú), Buenos Aires y Rosario (Argentina), Pasto (Colombia), Apizaco, Xalapa, Saltillo, Monterrey y Ciudad de México (México) así como en Valparaíso (Chile), cuya primera edición tuvo lugar en abril de 2012.  En cada una de las ediciones, con entrada libre y gratuita, el público local ha podido disfrutar de excelentes propuestas artísticas además de adentrarse en el mundo de la construcción de instrumentos y clases teóricas y prácticas que renuevan el interés por este instrumento de origen andino.
Los artistas convocados para esta XV edición son Nicolás Faes Micheloud y Daniel Navarro (Argentina), Yensi Yurit Borras y Gabriel Vargas Trío (Bolivia) y los artistas chilenos Sankara Dúo, Quique Cruz, Quitrú, Destiempo, Valentina Soto, Taita Churi, Camilo Gómez Camblor, Fabián Durán, Fernando “Charanguito” Gajardo, Cristian Leiva Peña, Ítalo Pedrotti y Miel Porteña. Los conciertos se realizarán de 19:30 a 21:30 hs en el Centro de Extensión DUOC UC(Calle Blanco N° 997, Valparaíso. Teléfonos: +56 (32) 284-6601 y 284-6602)



Nicolás Faes M.

Yensi Y. Borras

Camilo Gómez C.

Fernando Gajardo


Por otra parte, ya ha comenzado la ExposiciónPermanente de Luthería en la misma sede. En este evento están presentes los artesanos Eduardo Cornejo Miranda, Sergio Garrido, Jorge Herrera, Jorge Olate, Manuel Gallardo, Vicente Galaz, Sebastián Jiménez y Claudio Rojas.

Eduardo Cornejo

 
Claudio Rojas

Ana Saladino, presidenta de Charangos del Mundo y promotora del portal Entrama Cultural es clara en los alcances y desafíos promovidos por el Festival.   En la última edición del evento en Rosario (Argentina) nos manifestó: Esta propuesta cultural que ha recorrido más de una década llenando cielos y miles de corazones de sutil encanto, nos ha enseñado a entrever la magia que posee cada expresión, como también a reconocer que no son sino las mismas raíces las que nos unen, y todo, gracias a la presencia de más de un centenar de músicos que en este peregrinar nos han acompañado. Hoy podemos decir que Charangos del Mundo marcó un hito en la senda musical gracias a una propuesta integradora e inclusiva en cada uno de los países que han sido escenario de nuestros festivales. Para nosotros cada charango en manos de un músico representa y distingue a cada uno en sus diferentes estilos y múltiples sonoridades!




Ana Saladino junto a Camilo Gómez  y el Sr. Jorge Tapia
(alcalde de Valparaíso en 2012)
Foto: gentileza de Marcelo Tapia / Archivo "Trova Andina"

Una vez más desde esta página apoyamos y deseamos el mayor de los éxitos a Charangos del Mundo en su rica propuesta cultural aúna el sentir de los pueblos latinoamericanos y del resto del mundo.

Con información de “Entrama Cultural”


Fotos: Archivo “Trova Andina”

domingo, 10 de septiembre de 2017

Los Jaivas en Argentina (II)

Unos días después de los conciertos, el conjunto fue protagonista de otros eventos, entre los que se destaca la cesión de los derechos del fonograma “Los Jaivas en Argentina”, rescatado junto a cientos de grabaciones al levantarse la quiebra judicial del sello Music Hall.




Los Jaivas
Gira por Argentina
Centro Cultural Matta
Embajada de Chile en Argentina
Tagle 2786
Ciudad Autónoma de Buenos Aires
Argentina
Miércoles 6 de septiembre de 2017


La gira de Los Jaivas por nuestro país ha sido breve pero intensa. Tras el multitudinario concierto ofrecido en la Usina del Arte, el conjunto ofreció dos recitales más en Junín y en San Miguel de Tucumán. De regreso a la Capital, el Centro Cultural Matta ha sido la sede de otras actividades que los han tenido como protagonistas. La primera de ellas consistió en el Taller “Cuadernillo Pedagógico: Los Jaivas y la música latinoamericana” impartido por uno de sus integrantes, Alan Reale. Se refiere a una publicación dirigida a docentes y estudiantes, un método para la apreciación del patrimonio cultural basado en la experiencia creativa del conjunto.




“El cuadernillo consta de una pequeña historia de Los Jaivas que más que nada cuenta no tal vez la historia que está publicada en otros libros, sino que aporta datos más prácticos: la cantidad de discos que tiene, en qué año fueron publicados, los ritmos de las canciones. Después viene el marco teórico del libro en el que se utilizan todas  las unidades didácticas. Este libro consta de 14 clases de una hora y media cada una. Entonces la idea fue hacer que el profesor no tenga que ir a la biblioteca para ocupar un método, o perder tiempo en encontrar un término técnico o musical. Lo diseñamos para que lo puedan usar no sólo profesores de música, sino también el profesor de arte, de lenguaje, de ciencias naturales. La verdad, es bien transversal. Y para que no tenga que gastar ese tiempo (muchas veces el profesor está tapado de trabajo) toda la información, todo lo que se requiere y se propone en las clases, su marco teórico, está acá. También están algunos elementos del lenguaje musical en la propuesta metodológica.”


Alan Reale

Se proyectaron imágenes del libro, que consta de una versión en papel y de otra virtual, con enlaces a fragmentos de canciones y sonidos de diferentes instrumentos con los que trabajarán el docente y los alumnos.
“No se imaginan la cantidad de cosas que he aprendido en estos cuatro años y medio que llevo con Los Jaivas. Este libro está dividido en cuatro unidades.  La Primera Unidad, “Descubriendo la música en compañía de Los Jaivas”, está abocada a los cursos primero básico a cuarto básico. Está enfocado en las asignaturas de Música y Ciencias Naturales. Después viene la Segunda Unidad, “Conociendo la música de Chile”, ahí nos adentramos al territorio nacional, está para ser utilizada en quinto básico y sexto básico. Ahí trabajamos con Música, Historia y Geografía y Ciencias Sociales. Después tenemos, para sexto básico, “Conociendo la música latinoamericana”. Por último, “Aprendiendo a producir una obra musical”, orientado a alumnos de la secundaria.”




Alan cuenta algunas vivencias de Los Jaivas según lo relatado por Eduardo Parra, uno de sus miembros históricos, como el encuentro con “El gringo” David Fass y su influencia en el grupo (“el hipismo como alternativa de vida” o “un movimiento diferente con personas que prescindían de la sociedad de consumo para lograr otras cosas en la vida”, según los recuerdos de Gato Alquinta) “¿No les parece que pasa esto mismo hoy día? Es importante que los niños vayan viendo este tipo de fenómenos, la importancia que hay en la cultura, en la música, en ciertos mensajes. E ir saliéndonos un poquito de la Gasolina y del reggaetón.”

Seguidamente, y dado el escaso tiempo para desarrollar el taller, Reale pasa a la sección práctica “Escuchar y apreciar” “como una de las cosas fundamentales. Escuchar música abundante (haciendo énfasis en música popular, jazz, rock, fusión, etc). Está todo sacado del curriculum escolar integral porque es la única manera todos los colegios pueden aplicar este material.” “Es importante activar los conocimientos antes de pasar [a la escucha de] todo el material.”

“El desarrollo de la clase tiene una duración de 55 minutos”.

A continuación, el músico pasa diversos audios de la versión interactiva, para ir reconociendo los diferentes instrumentos: zampoñas, quena, piano, guitarra eléctrica, guitarra modulada, bajo, trutruca, etc.  En el cuadernillo se propone, tras la escucha, “dibujar los instrumentos, imitar con gestos la ejecución de los diversos instrumentos (para niños con capacidades histriónicas) e imitar los sonidos de dichos instrumentos. Se organizan distintos grupos de alumnos según los intereses y las habilidades con que cuentan.”



Antes de terminar la exposición podemos escuchar parte de la Clase 2, con una breve historia del recordado baterista Gabriel Parra, narrada sencilla y cálidamente para los estudiantes.
“Agradecido de poder mostrarles este trabajo”. (Aplausos)




La segunda actividad de esta noche tiene que ver con el notable trabajo de difusión y recuperación de material fonográfico por parte del Instituto Nacional de la Música (INAMU).  En febrero de 2016 el INAMU anunció la compra de todo el catálogo del sello Music Hall, que había quebrado a mediados de los 90, levantándose el proceso judicial que impedía su comercialización. La entidad anunció oportunamente la cesión del material original a sus creadores (o a sus herederos en los casos correspondientes) para su explotación comercial. Aprovechando su visita a nuestro país, el INAMU organizó un acto público a fin de ceder a Los Jaivas el master, la gráfica y los derechos de una de sus pocas obras que no llegó a ver la luz en formato digital: el disco “Los Jaivas en Argentina” (1983).




El primer orador es el periodista Alfredo Rosso, quien conoce al conjunto chileno desde su primera visita a la Argentina. Rosso trabajó en importantes medios culturales como la revista “Expreso Imaginario” y diferentes sellos discográficos del país. “Ante todo, es un gran honor estar en este evento, que es un acto de justicia. Me tocó, hace 44 años, en el Teatro Payró, ver por primera vez a Los Jaivas en Argentina, presentando sus dos primeros discos. Desde entonces siguieron su trayectoria en nuestro país. Por eso hoy me parece que es un acto de estricta justicia esta devolución del master que se va a hacer en un ratito nomás. Pero antes, el INAMU, que fue el motor de este acto de justicia, de esta devolución de master, ha preparado una breve película acerca de toda esta trayectoria de Los Jaivas en nuestro país con algunos testimonios que, seguramente, a ustedes les va a gustar ver. Así que los dejo con este video y nos encontramos en un ratito nomás.”


Alfredo Rosso

La proyección del video nos permite contar con los testimonios de Pipo Lernoud (compositor y periodista), Miguel Grinberg (periodista y escritor),  Luis “D’Artagnan” Sarmiento (director artístico de los discos que el grupo grabó para EMI), Patricio Contreras (actor chileno residente en Argentina) y Gustavo Gauvry  (técnico de grabación).
Tras la película, Alfredo Rosso retoma el conversatorio: “Realmente merece este aplauso la gente del INAMU por este video tan conmovedor y por todos los que participaron en él. Y ahora llegó ese momento tan especial de ese acto de justicia del que había hablado antes. Quisiera invitar, en primer término, al Embajador de la República de Chile, Sr. José Antonio Viera Gallo. También al Presidente del INAMU, Diego Boris Macciocco, al ingeniero que participó en este notable álbum “Los Jaivas en Argentina”, Gustavo Gauvry y al periodista Víctor Pintos  a que se acerquen para restituir este master en cuestión.”

Sr. Viera Gallo: “No sé si cuando se inauguró este Centro pensamos que iba a ser un lugar tan fructífero para el encuentro, para la música, para el canto, para la pintura, para la danza, y hoy día sólo podemos decir ‘muchas gracias’, en primer lugar a Los Jaivas, yo creo que merecen todo nuestro aplauso” (Aplausos). “Ellos tienen una gran relación con la Argentina, han vuelto y vienen ahora de una gira en la que han estado en Junín, en Tucumán y en Buenos Aires con gran éxito. También queremos agradecer al INAMU por su incansable trabajo y haber podido recuperar este master que ahora se les va a entregar. Y sobre todo a todos ustedes que son el público, sin el cual la música no existiría. Así que gracias por estar acá esta tarde.” (Aplausos).


Sr. Viera Gallo

Diego Boris: “Muchísimas gracias al Embajador, a la Agregada Cultural, a Alfredo Rosso, que está por ahí, y al amigo que nos dio una mano muy grande cuando nos encontramos en un recital de dos orillas y nos pusimos a hablar sobre la recuperación del catálogo de Music Hall. Para nosotros es un orgullo increíble este gesto chiquitito de poder darle algo que les debería haber correspondido a ellos, pero por una cuestión judicial estuvo 22 años en una especie de limbo donde esos discos no podían salir. Discos de grandes artistas de Argentina, por ejemplo [Astor[ Piazzolla, Charly García, León Gieco, Aníbal Troilo. Obras increíbles, luces del rock, Miguel Mateos, que no pudieron salir, y entre ellos estaba el disco llamado “En vivo”, disco perdido. Con la gestión que se hizo—en la que colaboraron Víctor Pintos, la vicepresidenta Celsa Mel Gowland y Gustavo Gauvry—trabajamos mucho para que esto suceda. Este documental que vieron es producto del equipo audiovisual del Instituto. Es un orgullo para nosotros restituir la licencia para los verdaderos dueños. ‘La música para el que la graba’.” (Aplausos)

Diego Boris

Entrega del master a Los Jaivas

Claudio Parra: “Muy buenas tardes. Argentina nos ha hecho llorar muchas veces. Hoy día por la tarde igual, muy emocionante este acto, el video que acabamos de ver y el amor que nos ha entregado Argentina desde que llegamos acá, desde que pusimos nuestro primer pie cuando vinimos saliendo de Chile. Es realmente maravilloso. Hoy día se cumple un nuevo gesto de amor con la entrega, con la recuperación de este álbum que para nosotros es muy importante. Tenemos muy pocos álbumes grabados en vivo. Este es uno de esos pocos álbumes, del cual no teníamos más noticias desde aquella primera edición del año 1983. Así que para nosotros es realmente muy valioso recuperar esta licencia y poder hacer de este master parte de nuestro patrimonio. Irá a parar a la Fundación Cultural Los Jaivas, donde está el patrimonio que se ha ido juntando a través de los años. Estamos cumpliendo 54 años de historia, así que esperamos seguir todavía un poquito más. La presencia aquí de queridos amigos como Miguel Grinberg, muchas gracias por todo, Pipo también, tantos otros. No quiero nombrar a todos porque seguramente me voy a olvidar. Señor Embajador, muchas gracias por recibirnos en su casa. Y al INAMU, evidentemente. Muchas gracias por la maravillosa gestión que han hecho: es un ejemplo que se está dando al mundo en general. En nuestro país hay un caso similar. Ojalá que con la ayuda de ustedes se pueda solucionar también. Estamos realmente encantados, maravillados, sorprendidos, acogidos aquí. Muchas gracias.” (Aplausos)


Claudio Parra


Mario Mutis: “Claudio dijo casi todo ya” (risas) “Yo quiero insistir en un punto: el afecto, la unión de nosotros. Siempre hemos pensado que América Latina es una sola, venimos de un pasado común. La verdad es que estamos emocionados y anonadados por todas las muestras de afecto, de cariño. Nos van a entregar lo que ustedes nos han dicho, bueno, vamos a firmar unos papeles, nos dan las cosas y ya. Y vean qué montón de gente, qué montón de amigos: esto es una fiesta. No era una entrega de un papel, una cosa así, simple. Claudio lo adelantó: nosotros hicimos una Fundación en Chile que está trabajando, entre otras cosas, la unión y el encuentro de los países latinoamericanos, la fraternidad y el intercambio cultural. El primer paso lo hemos decidido con Diego: el de hacer una alianza entre la Fundación Los Jaivas y el INAMU, y vamos a intentar emprender un nuevo desafío. Se trata de hacer lo que ya hicieron acá. En Chile pasa exactamente lo mismo y hay un montón de discos, patrimonio cultural, musical, que está en el limbo, que no es de nadie, incluyendo “Las últimas composiciones de Violeta Parra”, que están bajo candado y no se pueden tocar. Va a ser una muestra que en Chile y Argentina sí existen personas a las que les interesa esta cosa de la música, del patrimonio. Hay gente que se preocupa de las cosas importantes. Así que gracias, a usted, María José [Fontecilla] que se ha sacado la mugre [se ha esforzado mucho], a todos los presentes y ausentes, al Embajador por recibirnos en su casa y nuestra casa. Gracias por el cariño, gracias por la cercanía.” (Aplausos)


Mario Mutis


(De izq. a der.) Carlos Cabezas, Juanita Parra, Mario Mutis, Claudio Parra,
Francisco Bosco y Alan Reale


Alfredo Rosso: “Bueno, me da la impresión de que después de tantas lindas palabras los presentes querrán escuchar un poquito de música.”








Seguidamente Los Jaivas interpretan varias de las obras más populares de su repertorio. Varias canciones forman parte de la fiesta popular en los instrumentos y voces de Claudio Parra, Carlos Cabezas, Juanita Parra, Alan Reale, Francisco Bosco y Mario Mutis.  Por una cuestión de espacio Juanita no ha traído su batería, acompañando las canciones con un bombo legüero. Run Run se fue pa’l norte (Violeta Parra), Pregón para iluminarse, Mira, niñita, La conquistada son interpretadas con la calidad y emoción habituales. Tras el último tema, Todos juntos, hace uso de la palabra la Sra. Agregada Cultural de la institución anfitriona.




María José Fontecilla: “Bueno, me parece que quieren conversar también. Quiero, desde ya, decirles que momentos como este justifican el trabajo que hemos realizando durante estos casi cuatro años en el Centro Cultural Matta. Les agradezco por elegirnos y entender que no hay manera mejor de comunicarse que si no es la cultura. Gracias”.




El evento finalizó con una conversación entre los artistas y el público, coronando una velada muy emotiva.


Agradecemos a las autoridades y trabajadores del Centro Cultural Matta / Embajada de Chile en Argentina.

Los Jaivas en Argentina (I)

La consagrada banda trasandina regresó a nuestro país en el marco del centenario de Violeta Parra, actuando en Buenos Aires, Junín y San Miguel de Tucumán.



Los Jaivas
“100 Violetas”
Homenajean a Violeta Parra a 100 años de su nacimiento
Usina del Arte
Agustín Caffarena 1
Ciudad Autónoma de Buenos Aires
Argentina
Sábado 2 de septiembre de 2017



Primeros años de historia

Los Jaivas  es uno de los conjuntos musicales que ha escrito grandes páginas en la historia cultural chilena.  Nació en 1963 como los High – Bass, integrado por los hermanos Eduardo, Gabriel y Claudio Parra junto a sus amigos Mario Mutis y Eduardo “Gato” Alquinta.  Llegaron a ser muy conocidos en Viña del Mar y sus alrededores, animando fiestas y tocando en diferentes recintos ritmos tan variados como cumbia, fox trot, bolero y bossa nova.  Tras varios años de fama y dinero pudieron renovar sus instrumentos, aunque también empezaron a transitar tiempos diferentes.  Llegó el cansancio de hacer música por necesidad.  Gato se alejó del grupo para realizar un viaje por Sudamérica junto a su pareja.  Volvió impregnado de la riqueza cultural del subcontinente, cuya esencia quedaría plasmada en algunos temas de la próxima etapa. 1969, con el regreso de Gato Aquinta, fue un año de experimentación para el conjunto. Poco después se radicaron en Santiago, la capital del país, buscando nuevos horizontes artísticos y ya mayormente volcados a la música rock, aunque aún no se utilizaba este término en la escena artística chilena.  La impronta del grupo será una estilizada fusión de rock y músicas de raíz andina en la que instrumentos de diversos orígenes darán vida a novedosas composiciones.




El primer disco oficial del grupo, que castellanizó su nombre original como “Jaivas”, apareció en septiembre de 1971. Se trataba de una edición independiente de 500 copias que apareció con el nombre del grupo, pero que la gente bautizó “El volantín” por su dibujo de portada.  En 1972 el músico Julio Numhauser, director artístico del sello estatal IRT los invitó a grabar para esta etiqueta. Con el tema “Todos juntos” (aparecido primero como simple) el grupo ganó masiva difusión no sólo en Chile sino en toda Hispanoamérica.  Tras el golpe de Estado de 1973 Los Jaivas se radicaron en la ciudad de Zárate, 92 km al norte de la capital argentina.  Durante su estancia en este país grabaron tres discos: “Los sueños de América” (1974), compartido con el músico brasileño Manduka (disco que permaneció inédito por varios años), “Los Jaivas” (1975, conocido como “Indio”) y “Canción del sur” (1977). Los dos últimos fueron producidos por EMI Odeon Argentina  y contaron con gran difusión por parte del sello. Paralelamente el grupo se consagraba en la escena del rock nacional argentino (conocido en ese entonces como “música progresiva”).  En marzo de 1977 debieron exiliarse nuevamente, dada la situación política en el país, radicándose en Francia, desde donde continuarán brindando obras maestras para su numeroso público sudamericano.


El recital

La presentación de Los Jaivas comienza con dos temas registrados en nuestro país: La vida mágica ¡ay, sí!, aire de cueca “en búsqueda de las raíces del planeta”, según Eduardo Parra, y Pregón para iluminarse, la canción que abre el disco “Indio”, que continúa con el clima festivo a todo ritmo.  El mismo clima que en época de dictadura permitía alejar por unas horas los rigores de aquellos momentos.  El grupo está integrado actualmente por Claudio Parra (vientos, teclados, percusiones), Carlos Cabezas (vientos, charango y voz), Francisco Bosco (teclados, percusiones y coros), Mario Mutis (vientos, bajo, guitarra eléctrica y voz), Juanita Parra (percusiones: batería y bombo) y Alan Reale (vientos, guitarra y voz).


Claudio Parra


La genialidad de Violeta Parra (1917 – 1967) está presente en ocho de las diez obras que componen el disco que grabaron Los Jaivas en su homenaje. Registrado en París en 1984, “Obras de Violeta Parra” fue realizado con la metodología habitual del conjunto chileno: reunidos en taller, cada uno de los integrantes realizaba su aporte. A cada una de las obras originales, algunas de ellas compuestas de manera sencilla, Los Jaivas agregaron largas e inspiradas introducciones, basadas en los diferentes climas sonoros y geográficos que las propias obras sugerían.  Arauco tiene una pena, estilo parabién, es una temprana denuncia acerca del trato hacia los pueblos originarios que actualmente sigue teniendo vigencia.  Trutruca  (aerófono) y kultrum (tambor ceremonial) son dos de los instrumentos mapuches utilizados por Los Jaivas en sus creaciones. Aquí se escuchan claramente en un contexto que recrea esa cultura, reivindicando su ancestral sabiduría.

Juanita Parra


El Guillatún (Ngillatun en mapdungun) es una antigua ceremonia de este pueblo, traducida algunas veces como “rogativa”.  La pieza compuesta por Violeta, aguda observadora de la realidad, comienza con una síntesis de sonidos donde teclado y percusiones son predominantes. Pronto se suman aerófonos y voces en apasionada interpretación. Mañana me voy pa’l norte tiene como protagonistas, en su inicio, a los aerófonos andinos, a cargo de Claudio, Alan, Carlos y Mario. Enseguida retoman el piano, la guitarra, el charango y la guitarra eléctrica respectivamente, mientras no deja de sonar la percusión. Carlos y Mario cantan a dúo este lindo estilo nortino.

Carlos Cabezas


Refinado y sugestivo, el piano va trazando las primeras líneas expresivas en otro de los temas de denuncia de la recordada creadora trasandina: Y arriba quemando el sol. El canto está acompañado de manera sencilla y eficaz, potenciando el impacto de la letra en los oyentes.  El amor y el desamor, temas presentes en muchas de las creaciones de Violeta, están plasmados en la nostálgica Run Run se fue pa’l norte. La bellísima versión que hemos podido escuchar esta noche trasciende cualquier posibilidad de plasmar por escrito el encanto y la emoción provocados en la numerosa audiencia.


Mario Mutis


Como es habitual en las recreaciones de Los Jaivas, una larga elaboración instrumental está presente en su versión de En los jardines humanos (triste y huayno compuesto por la Viola a comienzos de los 60).  Pero es la próxima obra la que genera mayor expectativa.  Se trata de un proyecto de la ponderada creadora que aunaba música, ballet y dramaturgia y que no llegó a ver la luz como tal. Quedó la grabación en letra y música, un largo tema que suele asociarse a las anticuecas de su hermano Nicanor: El gavilán. Si bien fueron muchos los artistas que indagaron e interpretaron esta composición, ha sido en los últimos años cuando se reforzó la valoración de esta obra vanguardista de una artista multifacética y notable. Los Jaivas realizan una versión de más de diez minutos, apelando una vez más a fantásticos interludios instrumentales  plenos de creatividad.

Alan Reale


Violeta ausente, tonada compuesta en 1955, cierra el generoso segmento dedicado a la artista chillaneja. Piano, cuerdas y voz dan el marco perfecto para una hermosa versión dedicada con respeto y pasión a una de las grandes figuras de la música chilena.

La última parte del recital está compuesta por “grandes éxitos” de Los Jaivas: Hijos de la tierra (1995) hace levantar al público de sus asientos para seguir el ritmo festivo de la canción, que sintetiza el poderío del rock con elementos folklóricos matizados magistralmente. Sube a nacer conmigo, hermano (Pablo Neruda – Los Jaivas) tuvo gran difusión en Argentina cuando Sazam Records—uno de los sellos dedicados al rock nacional—publicó el álbum “Alturas de Machu Picchu”, basado en la inspirada obra poética de Neruda.  Carlos Cabezas asume la voz principal en una obra largamente aplaudida. 


Francisco Bosco


Todos juntos, el tema que dio masividad a Los Jaivas, no podía estar ausente del recital. Los motivos son muchos. No sólo se trata de su primer éxito sino también de la primera canción que sintetiza el sentir latinoamericano con instrumentos precolombinos y sonoridades rockeras, producto de las vivencias del “Gato” Alquinta en su viaje por el subcontinente.




Y es precisamente  el recuerdo de Alquinta (1945 – 2003) el que cierra el recital. Su imagen proyectada hacia el fondo del escenario (tomada de una actuación televisiva en 1972) es el homenaje a este incansable creador quien brindó un aporte fundamental a Los Jaivas inventando nuevas sonoridades a partir de instrumentos convencionales y la mixtura entre lo ancestral y lo moderno que devino en “marca registrada” del conjunto. Con Mira, niñita se da fin a uno de los eventos más importantes del año, el reencuentro de Los Jaivas con su fiel público argentino. Tras sus actuaciones en Junín (provincia de Buenos Aires) y San Miguel de Tucumán regresarán a la capital para otras actividades en el Centro Cultural Matta de la Embajada chilena.





Página oficial:

domingo, 20 de agosto de 2017

Recital N° 111 de Charango Argentino

El ciclo 2017, dedicado a la memoria de Jorge Luis “Chiquito” Rodríguez y Héctor “Toro” Stafforini, celebró un nuevo encuentro musical con grandes artistas.





Charango Argentino
Noche de Concierto
Auditorio UTE
(Unión Trabajadores de la Educación)
Bartolomé Mitre 1984
Ciudad Autónoma de Buenos Aires
Argentina
Viernes 18 de agosto de 2017


Charango Argentino (conocido también como Charangos en Argentina) es el ciclo precursor en la difusión de este instrumento en Buenos Aires. Nació a finales de 2001 con el apoyo de artistas y luthiers, convirtiéndose en un espacio de referencia para estudiantes y músicos así como para el público amante del charango. La edición 2017 está dedicada a la memoria de dos grandes músicos que nos dejaron físicamente el año pasado. Jorge Luis Rodríguez, conocido como “Chiquito” Rodríguez, comenzó a desempeñarse como artista y constructor de instrumentos desde muy joven.  Fue el creador y director del célebre conjunto Raíces Incas, destacándose también como luthier de charangos, quenas y otros instrumentos vinculados a las sonoridades andinas. Según nos cuenta Carlos Ochoa, uno de los fundadores de este espacio, el último instrumento con el que estaba trabajando Chiquito era una creación llamada matungo, que buscaba una sonoridad intermedia entre el ronroco y la guitarra.  Héctor Stafforini, por su parte, ha sido un destacado músico, licenciado  en Guitarra por la facultad de Bellas Artes de la Universidad de La Plata. Ha formado parte del conjunto vocal 9 de Cámara, dirigido por Carlos López Puccio (1969 -1978) , del grupo folklórico Los Andariegos (1978 – 1981) y del grupo de música antigua del Collegium Musicum de Buenos Aires (1970). Ha sido docente en la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de La Plata, del Collegium Musicum de Buenos Aires, del Conservatorio Beethoven y de la Escuela de Música Popular de Avellaneda.  Publicó el libro “Zambas” y dos volúmenes de Partituras para Guitarra.


Toro Stafforini y Chiquito Rodríguez


Luis Pérez presenta a las artistas que abren el espectáculo. Se trata del trío integrado por Ximena Antonio, Agustina Gómez y Marilina Witko,  músicos de importante trayectoria que hemos podido escuchar en diferentes ocasiones. Ximena formó parte del trío “Hasta otro día”, formado en 2011 y actualmente es miembro de la Orquesta Argentina de Charangos. Agustina y Marilina han tocado juntas integrando el dúo “Esa Charanga”; Marilina participó paralelamente del grupo Jácara, formación muy apreciada por el público amante de la música latinoamericana. Según Ximena, lo que une a estas tres artistas, además del amor por la música, es su pasión por un deporte que practican cotidianamente: el fútbol.




Las dos primeras versiones que podemos apreciar demuestran el gusto de las jóvenes intérpretes por el repertorio popular brasileño: comenzaron con O ovo, del famoso compositor y músico multiinstrumentista nordestino Hermeto Pascoal, nacido en 1936 en el estado de Alagoas. La recreación con dos charangos y ronroco brinda nuevas sonoridades a la obra original sin perder el encanto de la nación tropical.  Otro destacado compositor del país vecino, Ernesto Nazareth (1863 – 1934) está representado por el choro Apanhei-te, cavaquinho. En esta oportunidad Ximena ejecuta la guitarra.


Ximena Antonio


Del recordado y muy difundido Simón Díaz (1928 – 2014),  gran cantante, compositor e intérprete venezolano, nos llega la tonada Clavelito colorado, cuya letra pertenece a Alberto Arvelo Torrealba:

Clavelito colorado
que de la mata cayó,
clavelito todo lleno de rocío
¡cómo te cogiera yo!
Clavelito, clavelito, clavelito.

Cantada por Marilina, esta es una de las versiones más celebradas por el público, y está tocada con dos charangos y ronroco.



Marilina Witko


La única composición original que podemos escuchar esta noche es Esa penita, compuesta y cantada por Agustina Gómez. El delicado coloquio de cuerdas acompaña el canto, evocando paisajes de nuestro norte.



Agustina Gómez


A modo de bis, el talentoso trío nos regresa imaginariamente a Brasil a través de su Trem das onze, del cantor, compositor, actor y humorista Adoniran Barbosa (João Rubinato, 1910 – 1982). Compartimos con nuestros lectores esta preciosa recreación:


Video: Trem das onze


Não posso ficar nem mais um minuto com você
Sinto muito amor, mas não pode ser
Moro em Jaçanã
Se eu perder esse trem
Que sai agora às onze horas
Só amanhã de manhã
Além disso, mulher
Tem outra coisa
Minha mãe não dorme
Enquanto eu não chegar
Sou filho único
Tenho minha casa para olhar
E eu não posso ficar



El segmento intermedio está protagonizado por Aldana Bello, singular creadora bonaerense. Aldana alterna su participación en la Orquesta Argentina de Charangos y en el movimiento Mujertrova con una importante carrera solista, interpretando creaciones propias y de otros autores. Se ha presentado en diferentes ciudades de América Latina llevando en su charango y en su voz riquísimas expresiones de proyección folklórica, que recogen la experiencia de sus ancestros con renovados aires. Esta noche acompañan a la artista Matías Peralta (guitarra, coros) y Andrés Cazón (percusión).



Aldana Bello


Mis llamitas, de Ernesto Cavour, es una pieza bastante difundida por grupos de música de raíz andina. La versión de Aldana muestra una inusual delicadeza y pulcritud en su ejecución. El kaluyo Pide a la lluvia, creación de su autoría dedicada a su abuela “y a los problemas del agua en territorios andinos” es vertido con un lenguaje sencillo pero pleno de matices expresivos. Le sigue el huayno Ay, munay,  incluido en su primer CD “Agosto” y cuenta con la participación especial de Cristian Alderete  en canto.



Cristian Alderete


Matías Peralta


El homenaje a Ricardo Vilca (1953 – 2007), uno de los más grandes compositores jujeños, está dado por una selección de dos de sus obras instrumentales: El canto del tero y Llamitas, interpretadas con dulzura y gran expresividad. Matías Peralta acompaña a Aldana con igual pasión en acertados arreglos y excelente interpretación de la guitarra. Cristian  acompaña a la cantante y charanguista en una exquisita Selección de huaynos que incluye fragmentos de Despertarse, Puñuray y Agosto. Todas las obras pertenecen a Aldana Bello. Las dos primeras son versiones en español y quechua, respectivamente, de la canción que da título al segundo álbum de la artista; la restante pertenece al disco homónimo lanzado en 2012.



Video: Ay, Munay


Pez mariposa, canción nacida en el norte de nuestro subcontinente, trae en sus notas musicales la evocación de colores, climas y sonidos de la naturaleza en plenitud. El cierre, junto a Cristian Alderete,  nos regala el enganchado de Fiesta del Carnaval (Luzmila Carpio) y Chaska chaskita (Juan García Trujillo), que nos remiten a una Bolivia plenamente expresiva.


Andrés Cazón




Tras un breve receso en el que el público puede tomar contacto con los discos de algunos de los artistas participantes,  la actividad se retoma con el grupo que cerrará la velada. Se trata de Challay, que “nace del encuentro musical de Nano Arévalo y Pilo García”.  Según su propia presentación, lo que realizan es “música para andar, viajera e íntima [que] celebra los sonidos, los silencios y la función humana de la música, la expresión como medio”. Nano Arévalo, nacido en 1983, estudió música en la Universidad Nacional de Tres de Febrero. Pilo García, nacido en 1972, está vinculado a la música desde sus diez años de edad, cuando comenzó a estudiar formalmente esta disciplina artística.  Ha formado parte de los grupos “Lo Bruno”, “Pilo García Grupo”, “Tanckeray” y “Upa!”, además de componer música para cine y participar en diferentes eventos continentales relacionados con la música para charangos.



Pilo García


Esta noche se suman a Pilo y a Nano Pablo Fauaz (guitarra, canto y charango) e Iván González (aerófonos andinos, cajón).  El tema que abre la presentación de Challay está dedicado a la compañera de Pilo, Fabiana, y se titula Manos de barro, valorando el trabajo de alfarería. Por su parte,  Cordillera, de Nano Arévalo, retrata, en serena melodía, las alturas andinas. Pilo alterna charango y quena, esta última a dúo con Iván, mientras que Nano y Pablo tocan bases con sendos instrumentos de cuerda (bajo y guitarra respectivamente).



Nano Arévalo


De las flores aúna dos ritmos bien diferentes. El primero de ellos es capishca, expresión ecuatoriana propia de las provincias de Chimborazo y Azuay, mientras que el segundo es nuestra bien conocida chacarera. La utilización de toyos (zampoñas de gran tamaño) por parte de Pilo e Iván es otro de los aciertos del grupo, revelando su interés en la composición e interpretación de las auténticas manifestaciones culturales de nuestra Patria Grande.



Iván González


Quebrada del olvido revela una vez más el cuidado trabajo del conjunto. Precisión y calidez en la ejecución de cada uno de los instrumentos (zampoñas, quenas, percusiones y cuerdas) sitúan a Challay entre los más interesantes conjuntos andinos de estos tiempos.  Pablo Fauaz ha dedicado a su hijo esta “milonga muy lejana”, según su propio decir, titulada Entre sueños. El tema se desarrolla con sonoridades algo diferentes a las del repertorio anterior.


Pablo Fauaz

Es el propio Pablo quien asume el canto en uno de los momentos más emotivos de la noche. Es que Challay recrea, con hondo sentimiento, uno de los últimos temas compuestos por el músico Víctor Jara, asesinado cobardemente tras el golpe de Estado en Chile en septiembre de 1973. Se trata de Manifiesto, cuya versión original fue rescatada por Joan Jara, esposa del músico, y difundida mundialmente como canto de libertad ante el horror acontecido en la nación vecina. Iván interpreta la melodía en quena, acompañado por Pilo en charango y Nano en percusiones.


Video: Manifiesto


Hacia el final, un tema de Pilo García que ya podemos considerar un “clásico”: desde su inclusión en el CD “Alturas” (2010) fue una de las melodías que Pilo incluyó en diferentes recitales e incluso fue grabada por un conjunto del sur colombiano, Apalau.  Iván toca cajón, Pablo guitarra y charango y Nano bajo y percusiones.  Nos referimos a Texturas, creación que funde exquisitamente aires tradicionales con sonoridades contemporáneas.  Cierra una vivaz melodía en la que Pilo toca bombo y sikus, Pablo el charango, Iván quena y sikus (zampoña) y Nano el bajo. Un recital inolvidable que, aun siendo generoso en sí, deja con ganas de mucho más.






Agradecemos a “Charango Argentino”, a cada uno de los músicos participantes y a las autoridades y trabajadores del Auditorio UTE.